Saltar al contenido

4 looks para las cenas de Navidad

Falta muy poco y en menos de lo que crees estarás de nuevo pensando qué ponerte para la tradicional celebración con los compañeros de trabajo, la cena familiar o la fiesta de fin de año. Combinar elegancia, con comodidad y con algún toque chic es el objetivo, aunque respetado siempre el estilo propio. Aquí tienes cuatro looks con las últimas tendencias de esta temporada para que aciertes, también en Navidad. ¡Elige la tuya!

1. Noche de blonda y encaje.
Optar por un vestido que juegue con los encajes siempre es buena elección. Los tonos verdes y aguamarina están súper de moda como opción para romper la “tradición” del infalible negro en las mesas navideñas. Si te apetece, arriesga un poquito con una falda corta pero sobrepasada por el encaje. Resulta muy favorecedor y pone un toque sexy sin caer en excesos. Otra opción es el encaje o la blonda en escotes, tanto a la espalda como, por ejemplo, para completar un palabra de honor. Con el encaje es suficiente. Si optas por este tejido como protagonista de tu look, vigila los complementos para que no resulte demasiado recargado. Un zapato salón, de tacón medio, un peinado ligero y juvenil, maquillaje el justo, y unos pendientes discretos es más que suficiente para que el encaje se convierta en protagonista y tú con él.

2. Sí a los brillos. Son tendencia total y las cenas navideñas son el momento ideal para apuntarte a ellos. El efecto glitter arrasa y conseguir, con é,l un estilo original, fresco y elegante a partes iguales, resulta muy sencillo. Combina unos pantalones en terciopelo negro (también todo un acierto) con un top efecto metalizado en tonos plata, completa con un abrigo de pelo largo (sintético) y ya tienes un look perfecto y con el punto justo de moda e innovación. Elige unos zapatos que también resalten en tus pies y unos pendientes nada discretos por su tamaño… es una noche para brillar.

3. Traje chaqueta de aires masculinos. Buena decisión para una cena de empresa en la que quieres estar cómoda y tal vez romper con tu imagen habitual. Éste es un look que siempre queda bien, sobre todo si eliges un diseño neutro, con pantalón a la cadera y chaqueta entallada. ¿El complemento perfecto? Un abrigo largo y extra grande en un tono más claro que el de tu traje porque la idea es crear contrastes y acabar con las reglas establecidas. Con unos cómodos botines y alguna bufanda también talla XXL lograrán un look tan cómodo como atractivo.

4. Largos vaporosos. Un vestido largo siempre resulta elegante y es perfecto para una cena de Nochebuena o de Fin de Año. Si te apetece esta opción, esta temporada, se llevan los largos pero con cierto toque bohemio – chic. Vestidos con maxi faldas de corte desestructurado y en tejidos en los que no faltan detalles en gasa o en tul (como sobre falda). Si eres alta, este look te favorece especialmente. En tonos lisos, o en originales estampados florales y con cuellos halter prueba con uno de estos vestidos y tendrás un look romántico que además permite perfectamente un zapato bajo para que estés de lo más cómoda y puedas recibir el nuevo año bailando toda la noche.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar