Saltar al contenido

Exponernos a gérmenes, virus y bacterias mejora nuestro sistema inmune

La revista Science publica un artículo según el cual se confirma la «hipótesis de la higiene«: exponernos a patógenos tales como gérmenes, virus y bacterias mejora nuestro sistema inmune. En contra de la obsesión por prevenir el contacto de nuestros hijos con estos patógenos, la no exposición a los mismos desde edades tempranas puede explicar el aumento a nivel mundial del número de enfermedades alérgicas y autoinmunes sobre todo en los contextos urbanos.

Investigadores del Brigham and Women’s Hospital (EE.UU.), se han centrado en hallar las bases biológicas de este fenómeno y su mecanismo, estudiando el sistema inmune en ratones no expuestos a gérmenes de ningún tipo en comparación con ratones expuestos a un ambiente no esterilizado.

Los expertos vieron que aquellos animales libres de gérmenes tenían una inflamación exacerbada en los pulmones y en colon, similar a la que se produce en enfermedades como el asma y la colitis. Comprobaron que esta exacerbación estaba producido por una hiperactividad de una clase única de células T (células inmunes) que había sido previamente vinculadas a estos trastornos tanto en ratones como en humanos.

Los investigadores también pudieron comprobar que aquellos ratones que fueron expuestos a patógenos durante las primeras semanas de vida, pero no en la edad adulta, normalizaba sus sistema inmune. Confirmando la «hipótesis de la higiene», esta protección contra las enfermedades es de larga duración.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar