Saltar al contenido
Desesperada

Los actos fallidos, los lapsus linguae y los olvidos: la perspectiva psicoanalítica

¿Qué son los actos fallidos?

Seguramente te ha pasado más de una vez tener el nombre de alguien en la punta de la lengua y no poder recordarlo. O dejarte olvidados los formularios que debías llevar rellenos a una entrevista de trabajo. O coger el metro en la dirección opuesta a la que debías. O decir justo eso que querías callar.

Eso que nos ocurre tan a menudo a nadie importaba y a nadie le preocupó buscar la causa hasta que Sigmund Freud descubrió que dichos fenómenos que se producen de manera completamente imprevista no son meramente producto del azar sino que tienen un significado profundo. Se trata de actos psíquicos y significativos que derivan de una intención de la que no somos concientes.

Freud no se contenta con designarlos como actos psíquicos sino que intenta descifrar esa intencionalidad encubierta y de la que generalmente el sujeto no quiere saber nada. Es decir, si en el acto fallido existe una causa inconsciente y se produce muy a pesar de los proyectos concientes del sujeto, es que existe previamente una represión. El acto fallido es el retorno del deseo reprimido y se produce a pesar del deseo conciente del sujeto en cuestión.

«Una de las intenciones debe haber sufrido, pues, cierta represión para poder manifestarse por medio de la perturbación de la otra. Debe estar turbada ella misma antes de llegar a ser perturbadora» (Conferencias de introducción al psicoanálisis, 1916).

Es decir, los actos fallidos pueden ser entendidos como síntomas en la medida en que son la resultante de un conflicto. El acto fallido aparece entonces como una formación de compromiso entre la intención conciente del sujeto y la inconsciente. Ese compromiso se presenta como un accidente o como un olvido o como un fallo. Y solo si escarbamos un poco conseguiremos hallar el sentido inconciente subyacente.

El Significado de los Actos Fallidos Según Freud

Los actos fallidos Freud los conceptualizó dentro de su teoría psicoanalítica como manifestaciones del inconsciente que revelan deseos y pensamientos reprimidos. A menudo, estos actos pueden parecer errores triviales o inadvertidos, pero Freud insistía en que cada acto fallido en psicoanálisis es una ventana a procesos psíquicos más profundos. Estos fenómenos incluyen no solo los clásicos lapsus linguae o errores al hablar, sino también pequeñas acciones cotidianas que no salen como se esperaba debido a un conflicto inconsciente subyacente.

Contenido relacionado  Indefensión aprendida: ¿estás segura de que no hay salida?

La pregunta de «qué es un acto fallido en psicología» nos lleva directamente a la obra de Freud, quien argumentaba que estos no son simplemente errores sin importancia, sino expresiones de una lucha interna que se manifiesta en la vida cotidiana. Los actos fallidos son comunicaciones del inconsciente que, si se interpretan correctamente, pueden ofrecer una comprensión más profunda de los deseos y conflictos de una persona.

En el caso del lapsus linguae Freud ofreció una explicación detallada en su obra «La Psicopatología de la Vida Cotidiana», donde analiza cómo los errores al hablar son, de hecho, actos fallidos que reflejan el funcionamiento del inconsciente y los contenidos reprimidos que luchan por salir a la superficie.

Interpretación Psicoanalítica de los Lapsus y Olvidos

Los lapsus linguae son errores en el habla o en la escritura que muchas veces parecen ser simples equivocaciones sin importancia. Sin embargo, desde la perspectiva psicoanalítica, particularmente en el enfoque de Freud, estos lapsus pueden ser interpretados como reveladores de conflictos internos y deseos ocultos del inconsciente.

De manera similar, los olvidos, esos momentos en los que no recordamos algo que deberíamos saber, también son considerados como acto fallido psicoanalisis. Los psicoanalistas creen que estos olvidos no son casuales, sino que están conectados a una resistencia interna, donde algo que debería permanecer oculto se defiende contra su revelación.

Al descifrar la naturaleza de estos fenómenos cotidianos, podemos obtener una comprensión más profunda de nuestras motivaciones inconscientes y de cómo estas pueden estar influyendo en nuestras acciones y pensamientos. Así, el psicoanálisis ofrece una herramienta poderosa para el autoconocimiento y la comprensión de la psique humana a través del estudio de los actos fallidos, los lapsus linguae y los olvidos.

Contenido relacionado  Cómo nos venden cosas a las mujeres