Saltar al contenido
Desesperada

Nociones básicas de fotografía: ¿qué cámara comprar?

Saber e interesarse por la fotografía no se limita sólo al costado profesional, ya que muchos interesados en este arte realizan cursos para saber al menos las técnicas básicas para poder capturar buenas imágenes. No importa si la actividad se realizará de manera casera o bien en algún evento social importante, lo que fundamentalmente interesa es poder capturar momentos que son importantes en nuestras vidas, y que al volver a verlos nos transporten a esa particular situación que nos ha tocado vivir.

Un nacimiento, un cumpleaños, o hasta una reunión con amigos, entre tantas otras ocasiones que pasamos en la vida, se merecen un retrato. Esto es básicamente, además de los recuerdos, lo que podemos rescatar de un momento tan singular, y para ello, con sólo tener una cámara fotográfica en buen estado y de buenas definiciones basta. Por eso, el mercado ofrece no sólo diferentes marcas de cámaras, sino que también varios otros elementos que se utilizan para mejorar los objetivos de las mismas, y en esto, la variedad de precios es bastante más amplia de lo que uno cree conocer.

Tiendas fotográficas: variedad de precios y calidades

Si visitamos cualquier tienda dedicada a vender productos de fotografía, nos encontraremos con tanta variedad de precios y cámaras, que en definitiva, terminará por confundirnos más. Por supuesto que esto ocurre cuando no tenemos los conocimientos adecuados del tema, ya que los fotógrafos profesionales sí saben a la perfección cuál de todas las ofertas es realmente la más adecuada para lo que buscan.

Lo cierto es que cuando estamos interesados en comprar una máquina de fotos debemos determinar varios aspectos para saber cuál de todas ellas podemos elegir y se ajusta más a nuestra necesidad, y por ende, presupuesto.

Las alternativas son varias, ya que también, si estamos buscando cámaras con una buena lente, o con muchas más funciones de las que vienen en las más básicas, sabremos que en una tienda esto nos costará bastante caro; y por eso, está la opción de comprarla entre los productos de ocasión en donde podremos ahorrarnos hasta un 40% de dinero en la compra. Igualmente, el precio no debería ser el factor más importante y que determine tu compra, aunque sí debemos saber que en este mercado habrá de todo.

Lo primordial al elegir una cámara de fotos, además de poder cumplir las funciones para la cual estará destinada, es que te ofrezca comodidad al trasladarla o guardarla, de manera que esto no se termine por convertir en un problema. En este caso, que sea liviana sería un factor importante para poder decidirte, y que tenga alguna bolsa o estuche para guardarla, con más razón todavía. No sólo te ofrecerá comodidad en el traslado de la misma, sino que también estarás asegurando su protección. Ahora bien, si tus intereses van más allá de las cámaras compactas comunes, te recomendamos que busques aquellas que puedas manejarla manualmente, es decir, poder tener un control manual sobre la velocidad de obturación y la apertura.

Con respecto a los megapíxeles no siempre la mayor cantidad de los mismos es lo que resulta en mejor calidad y definición de fotografías. Ese es un error muy común entre los compradores, ya que la mayoría de las cámaras digitales de hoy poseen la calidad básica y necesaria para que tu foto se vea linda una vez revelada. A lo que sí puedes ofrecerle un poco más de interés es la calidad de la óptica, siendo Nikon y Canon uno de los mejores fabricantes de este elemento.

En los tiempos que corren, te puedes comprar una excelente cámara digital por un precio accesible. Así que, decídete y no pierdas la oportunidad de capturar esos momentos de la vida.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar