Saltar al contenido
Desesperada

Polémica en Alemania por una exhibición de un zoo humano

Polémica exhibición de un zoo humano en Alemania

Un parado, un sin techo, un receptor de ayudas sociales Hartz IV y una madre soltera cada uno en su hábitat natural sirvieron al grupo God’s Entertainment para montar un zoo humano como «ejemplares indeseables dependientes del Estado» en el Hamburgo Kampnagel, en el marco del Wildlife Art Festival. El público puede darles de comer aunque se recomienda en general no acercarse mucho. Los hay que están con los cartones en los que duermen, y los proscritos, encerrados tras sus rejas.

La exposición lleva abierta pocos días pero ya ha conseguido escandalizar al mismo Bundestag alemán.

Max Straubinger, portavoz de Política Social de la CSU considera que el espectáculo es «aberrante e inhumano», da una imagen muy negativa de las prestaciones sociales que según Straubinger «no se corresponden con la realidad.» «El programa Hartz IV permite a personas desfavorecidas participar de la vida social, aunque sea en un nivel limitado, pero es una cuerda de conexión con la sociedad, no una condena a la marginación», explica.

Para Beate Müller-Gemmeke, una política de los verdes, la exposición es una grosería y acusa al grupo de querer hacerse publicidad gratuita a costa de «marcar como excluidos a aquellos a los que la sociedad hace mucho por integrar”.

Los organizadores del festival alegan que la muestra responde a los planteamientos «zoopolíticos» del mismo, que no son otra cosa que proponer una reflexión sobre asuntos tales como «el papel de los perros en las culturas totalitarias desde una perspectiva histórica» o la «producción industrial de carne». La intención del grupo es mostrar a la sociedad cómo se margina de la sociedad a determinados individuos.

Cabe señalar que el programa social Hartz IV, hacia finales de 2010 ayudaba a 6,5 millones de alemanes (8,4% de la población total). Se trata de desempleados de larga duración y familias sin recursos que al incorporarse al mismo dejan de figurar en las listas del paro. Las prestaciones del Hartz IV son:

– pago de alquileres
– pago de calefacción
– pago de conexión a internet
– pago de gastos de mudanza
– subvenciones en el transporte público
– ventajas fiscales
– 380 euros mensuales por cada adulto de la unidad familiar y 220 por cada hijo
– se mantienen todas las demás prestaciones comunes a todos los alemanes: educación y sanidad gratuitas, dependencia, etc. A cambio, los perceptores de este programa deben realizar algunas tareas ocasionales de interés comunitario como barrer parques, instalar alumbrado público, cobrando una cantidad simbólica de un euro.

Fuente e imagen
www.elmundo.es

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar