Saltar al contenido
Desesperada

¿Qué es la energía eólica?

La energía eólica es la energía cinética producida por el aire en movimiento. Al igual que todas las formas de energía, la energía eólica tiene su origen en el sol. Los vientos son causados ​​por las fluctuaciones en el calor del sol en la superficie de la tierra y la atmósfera. El sol calienta el agua y la tierra, y el calor que se crea es absorbido por el aire circundante. Cuando el aire alcanza una determinada temperatura, se eleva rápidamente, generando de ese modo un área de baja presión a nivel del suelo y por encima de él, una zona de alta presión. El aire fluye de forma natural desde áreas de alta presión a zonas de baja presión; el viento es el resultado de este movimiento.

La cantidad potencial de energía eólica depende de la velocidad del viento (a mayor velocidad, mayor será la cantidad de energía es alta), pero también de otros factores tales como la altura (la velocidad del viento aumenta en función de su distancia desde el suelo), la ubicación , la temperatura del aire y de las características de la superficie del suelo. Las zonas costeras, las llanuras, las colinas y los puertos de montaña son a menudo lugares donde los vientos son más favorables y, por tanto, donde es preferible colocar parques eólicos.

La energía eólica se ha utilizado desde hace más de 2000 años. Desde un punto de vista histórico, la energía eólica se ha utilizado para propulsar barcos, bombear agua y moler el grano. Hoy, la forma de aprovechamiento de este tipo de energía renovable que vemos con más frecuencia son las grandes turbinas que se utilizan para generar electricidad con fines comerciales.

¿Cómo producimos la energía eólica?

Los aerogeneradores aprovechan el viento para producir electricidad. El viento hace girar las palas de la turbina, conectada a un generador. Un procesador local se utiliza para elevar el voltaje variable de manera que la electricidad pueda ser entregada directamente a los hogares, empresas y otros usuarios.

Las turbinas de viento generalmente producen electricidad cuando el viento sopla a una mínima de 13 quilómetros por hora. Si la velocidad es de 90 quilómetros por hora o más , las turbinas se apagan por razones de seguridad.

Las turbinas de viento también se pueden usar para producir energía mecánica para realizar tareas específicas, tales como moler el grano o el bombeo de agua. La energía eólica es una forma de energía renovable con muchos usos. Si te ha parecido interesante conocer un poco más sobre la energía eólica y quieres saber un poco más sobre formas de cuidar nuestro planeta, pincha aquí.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar