Saltar al contenido
Desesperada

Saber renunciar

Aprender a decir basta

Para muchos renunciar es un signo de debilidad. No está bien visto. Y están dispuestos a soportar situaciones incómodas y denigrantes sin dar el brazo a torcer.

Y no es una decisión fácil para nadie. Hay mucha presión social y va acompañado por un inmenso sentimiento de culpa.

Pero lo cierto es que hay circunstancias que piden a gritos que renuncies, que digas ¡basta! Y cuando por fin lo logras recuperas la paz mental.

No es que haya que claudicar en cuanto algo se tuerce. Hay que reflexionar y sopesar los pros y los contras. Hay que luchar por sacar tus proyectos y tu pareja adelante, pero llega un punto en que te estás haciendo un mal al permanecer atada a ciertas situaciones conflictivas que te agobian y que no te conducen a ningún lado. Has puesto todo de ti e incluso así no funciona. Entonces, ¿por qué persistir?

Lo cierto es que cada vez que tomamos una decisión o hacemos una elección, renunciamos a las demás posibilidades. No se puede hacer todo a la vez.

A veces parece que las circunstancias son las que te empujan en una dirección u otra, y eso también nos sucede a todos. No siempre tenemos opciones. Pero si las tenemos somos libres de elegir.

Otras veces nos quedamos anclados al pasado, a vivencias y a personas que no nos han beneficiado. Pero hacemos como si nada de ello hubiera ocurrido y no es cierto. Es dañino y desgastante.

Otras veces, por el contrario, quedamos como pegados al dolor que padecimos por culpa de tal o cual persona o tal o cual situación. Aquí también hay que saber despegarse y no ponerse a pensar que quizás hubiese podido ser de otra manera, etc. porque no lo vas a cambiar. Sentir rencor o deseos de venganza nos atan al pasado y nos paraliza.

Renunciar es un proceso de duelo necesario. Ya sea que consigas reconciliarte con el pasado o dejes de darle vueltas al presente. Madurar consiste en saber renunciar.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar