Saltar al contenido

Cómo vestirse para una entrevista de trabajo

vestuario para una entrevista de trabajo

La primera impresión importa ¡y mucho! Si después de los numerosos currículums enviados, has logrado que te citen para una entrevista de trabajo, elegir bien el vestuario apropiado es fundamental. Tu mejor cara y lo que llevas puesto son tu carta de presentación ¡tenlo en cuenta!

Sabes que va a ser la primera imagen real que los responsables de selección tengan de ti, así que, acertar con el atuendo, no es un tema menor.

A la hora del inevitable momento “¿qué me pongo?”, ten siempre en cuenta dos premisas importantes:

1. A qué puesto de trabajo aspiras y en qué sector empresarial intentas hacerte un hueco laboral. Recabar toda la información posible sobre tu futura  empresa (incluido cómo suelen vestir los empleados) nunca está demás y puede ayudarte a seleccionar lo más apropiado.

2. No te disfraces. Una cosa es cuidar tu buena presencia y otra es querer dar una imagen que no te corresponde. Este es un error común, querer aparentar lo que no eres puede hacer que te sientas incómoda en la entrevista y, además, lo más probable es que tus entrevistadores se den cuenta, más pronto que tarde, del intento de “engaño”.

¿Cuál es la ropa perfecta para acudir a una entrevista laboral?

No hay reglas inquebrantables ni uniformes, pero conviene no olvidar que intentas obtener un puesto de trabajo y que te van a entrevistar personas desconocidas. No sabes sus gustos, sus preferencias estéticas, su ideología… así que cualquier exceso puede resultar un grave error.

En este sentido, el look más recomendable es aquel que se basa en un estilo neutro pero al que debes saber dar un discreto toque personal.

En el equilibrio está el acierto. No se trata destacar con un vestuario demasiado llamativo, pero tampoco es cuestión de pasar absolutamente desapercibida… tu atuendo delata muchas cosas de tu personalidad ¡aprovecha para sacarle partido!:

  • ¿Falda o pantalón? Da exactamente igual. Ponte aquello con lo que te sientas más cómoda e identificada. Un elegante traje pantalón, una falta tubo con blazer, o un vaquero (¿por qué no?) combinado con una femenina blusa y una chaqueta bien entallada… cualquier opción que aúne  estilo propio, naturalidad y elegancia, es válido.
  • Complementos. No abuses. No tiene sentido ir sobrecargada de abalorios a una entrevista de trabajo. Especial importancia tienen los zapatos. Elígelos con cuidado y jamás los estrenes, para que, en ningún caso, puedan molestarte y hacer que te olvides de la propia entrevista y solo pienses en quitártelos. Ningún extremo es aconsejable: ni taconazos con plataforma de vértigo, ni chanclas (ni en pleno verano)… puro sentido común.
  • Colores. No tienes que ir de “uniforme” pero siempre, a la hora de un primer encuentro laboral, los tonos lisos, en bloque y suaves, son los más aconsejables. Blanco, negro, nude, camel, malva, gris… dependiendo de la temporada y de la estación en la que estés, opta por tonos más claros en verano y más sobrios en invierno. Un estampado, bien combinado, también puede ser un acierto (por ejemplo una blusa estampada  con pantalón liso), pero no conviene abusar de vestidos multicolor o de estampados que no pasan desapercibidos.
  • Evita cualquier exceso. No es momento  de looks que incluyan: pantalones XXL, dorados y plateados (un discreto toque puede quedar bien pero no su total protagonismo), faldas ultra cortas o que lleguen hasta los tobillos, cinturones extra grandes, blusas con lazos, volantes y demás… son detalles demasiado personales (ni buenos ni malos) que, tal vez, debas reservar para otras ocasiones.

Si te ha gustado este post, también deberías leer: ¿Qué indica el color de tu ropa?

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar